cámara web

Sexo webcam

Un documental sobre BBC 3 llamado "Webcam Boys" transmitido en febrero. 2016 informó sobre la industria multimillonaria de webcams en todo el mundo. Siguió las vidas de los modelos 4 jóvenes de webcam masculino en el Reino Unido. Webcaming es donde los individuos realizan actividades en vivo y sexualmente excitantes a través de una cámara de computadora para pagar a los clientes. Es como sexting con un teléfono inteligente, pero a una escala mayor. Este es el lado del tiempo pequeño de la industria del porno. Se cree que hay artistas de webcam masculinos 100,000 solo en el Reino Unido.

Las modelos que se filmaron para el documental lo consideraron como una forma de ganar dinero fácil, realizando actos sexuales solos o con amigos que de todos modos harían, pero ahora con paga para satisfacer los diversos fetiches y fantasías de sus clientes.

Todos los modelos lo trataron como un negocio. Como la mayoría descubrió, los clientes pronto se aburrieron con simples actos sexuales de vainilla y querían algo nuevo y más estimulante. Esto significaba que para mantener contentos a los clientes, los "modelos" tenían que intentar reclutar nuevas personas en el negocio o realizar actos más extremos para mantener a los clientes pagados.

De acuerdo con un artículo en una revista para mujeres en 2014, algunas mujeres jóvenes 'realizan' para hombres en cámaras web también a cambio de regalos que han pedido a través de una lista de deseos de Amazon. Es una pendiente resbaladiza. Mucha gente se engancha con el dinero y racionaliza su comportamiento a pesar de violar sus valores morales o los de sus familiares ansiosos. Muchos no lo consideran una forma de prostitución.

Un modelo en el documental finalmente había llegado al límite de tratar de complacer a clientes cada vez más exigentes y decidió vender sus activos musculares a la industria de la guardia de seguridad.

Ya sea que una persona suministre el material o lo demande, la adicción a la pornografía en Internet es un factor importante que contribuye a alimentar esta industria.

Expertos serios en delincuencia organizada han rastreado a usuarios que pagan dinero a familias pobres en países pobres que obligan a los niños pequeños a realizar actos sexuales en vivo a través de una cámara web para la gratificación sexual de clientes en el extranjero.

Un ejemplo reciente y extremo fue pedófilo Trevor Monk quien se filmó abusando de niñas en las Filipinas y fue encarcelado por 19-y-medio-años. Trevor Monk también pagó casi £ 15,000 para ver el abuso sexual infantil en Manila con su cámara web.

La policía encontró más imágenes 80,000 y videos indecentes de niños de 1,750 en una redada en su casa en marzo 2015. Admitió que posee imágenes indecentes de niños, asalta a un niño bajo 13 e incita a un niño a tener relaciones sexuales.

Una de las chicas que abusó tenía ocho años y se descubrió una imagen de un niño de tres años entre las fotos. El juez Anuja Dhir describió las imágenes como "imágenes desgarradoras de niños muy pequeños siendo abusados ​​y degradados de la manera más vil".

Esta es una guía general de la ley y no constituye asesoramiento legal.

<< La industria porno

Versión para imprimir, PDF y correo electrónico